Los 5 Mejores Discos Duros Externos del 2019

22/10/19 - (4.7/5) - 1.915 opiniones - De 44,08€ a 69,00€ - Informática
#1

Toshiba Canvio Basics - Disco duro externo, 2.5

Precio actual: 44,08€

Valoración: (4,9/5) - 493 opiniones

En Stock (+100) - Envío GRATIS -

Comprar en Amazon

#2
EN OFERTA

Toshiba Canvio Basics - Disco duro externo, 2.5

Precio actual: 63,20€

Precio anterior: 60,99€

Valoración: (4,8/5) - 423 opiniones

En Stock (+100) - Envío GRATIS -

Comprar en Amazon

#3
EN OFERTA

Maxtor HX-M201TCB/GM - Disco Duro Externo de 2 TB

Precio actual: 66,61€ (38% de descuento)

Precio anterior: 107,72€

Valoración: (4,7/5) - 362 opiniones

En Stock (+100)

Comprar en Amazon

#4

Western Digital Elements - Disco duro externo

Precio actual: 69,00€

Valoración: (4,6/5) - 341 opiniones

En Stock (+100) - Envío GRATIS -

Comprar en Amazon

#5

WD Elements - Disco duro externo portátil de 1 TB con

Precio actual: 52,76€

Valoración: (4,6/5) - 296 opiniones

En Stock (+100) - Envío GRATIS -

Comprar en Amazon

Un disco duro externo es un dispositivo electrónico que sirve para almacenar datos de un ordenador, de forma externa, normalmente con el objetivo de tener una copia de seguridad en caso de que surja algún tipo de problema. También se suelen usar como almacén de fotografías, vídeos, música, películas y demás contenido multimedia.

Generalmente pueden conectarse a cualquier equipo mediante un cable USB, son muy ligeros y de pequeño tamaño, además de tener capacidades de almacenamiento relativamente altas. A la hora de escoger el mejor disco duro externo, las principales características a tener en cuenta son: el tipo de almacenamiento, la capacidad y el diseño.

Tipo de almacenamiento

Al igual que ocurre con los discos duros de los ordenadores, existen dos tipos entre los que pueden utilizarse de manera externa: HDD y SSD. Cada uno de ellos tiene una serie de características que los hacen más adecuados para ciertos usuarios, en función de sus necesidades, presupuesto y preferencias.

Por una parte, los discos duros de tipo HDD utilizan cinta magnética para almacenar datos. Debido a ello, incluyen componentes mecánicos y móviles, que pueden estropearse más fácilmente y hacen que su tamaño y peso sean mayores y la velocidad de transferencia sea inferior. A cambio, los HDD suelen ofrecer una mayor capacidad de almacenamiento y su precio es significativamente inferior.

Por otro lado, los discos SSD utilizan una tecnología más novedosa tipo flashdrive, la misma que emplean los dispositivos USB. Debido a ello, no incluyen partes móviles que puedan estropearse en el caso de una caída, gastan menos energía y son mucho más rápidos.

Además, no son tan delicados, en el sentido de que se pueden mover mientras están transfiriendo datos sin que esto afecte al proceso. A cambio, los discos duros externos tipo SSD son mucho más caros que los otros, y generalmente ofrecen una capacidad de almacenamiento inferior.

Capacidad

Además del tipo al que pertenecen y el precio, el aspecto más importante a la hora de elegir entre los mejores discos duros externos es su capacidad. No tiene mucho sentido pagar de más por un dispositivo que no va a ser llenado nunca; pero tampoco es buena idea quedarse corto y acabar teniendo que comprar un segundo disco duro.

Como norma general, los discos duros de 250 GB de capacidad o menos son útiles para aquellos usuarios que tienen pensado almacenar sobre todo documentos, fotografías y archivos similares, o que simplemente quieren aumentar la capacidad de almacenamiento de un portátil o tablet de gama media. En este rango, los dispositivos suelen tener una muy buena relación calidad – precio.

Por otro lado, los discos duros de hasta 2 TB son perfectos para los usuarios que quieren almacenar archivos más pesados, como por ejemplo películas, vídeos o gran cantidad de archivos de audio. Los dispositivos de este rango también están especialmente indicados para guardar datos a más largo plazo, ya que es muy difícil llenarlos por completo.

Por último, también existen algunos discos duros externos de hasta 5 TB de capacidad, aunque por lo general solo son realmente útiles para usuarios que tengan que guardar una cantidad muy importante de datos.

Diseño

Cuando hablamos de diseño al referirnos a un disco duro externo, nos referimos principalmente a tres aspectos: su resistencia, el tipo de conexión que utilizan y su tamaño.

La resistencia o durabilidad es una de las características más importantes de un disco duro externo. Generalmente, estos se utilizan para hacer copias de seguridad, y así no perder todos los datos en el caso de que un ordenador se estropee. En este sentido, los discos SSD suelen ser más duraderos, pero algunos del tipo HDD están fabricados con materiales muy resistentes que hacen que aguanten mucho tiempo.

En cuanto al tipo de conexión que usan, algunos dispositivos todavía cuentan con puertos USB 2.0; pero debido a su baja velocidad de transferencia, por lo general es mejor evitarlos. Lo más común es encontrar discos duros con conexiones tipo USB 3.0, que ofrecen velocidades de hasta 5 GBs por segundo y algunos de los más avanzados incluyen USB 3.1, que les permite alcanzar los 40 GBs por segundo.

En cuanto a su tamaño, a la hora de elegir el mejor disco duro externo es importante tener en cuenta qué uso se le va a dar. Si va a utilizarse principalmente en casa, no importará tanto que sea pesado o voluminoso; pero si la idea es llevarlo de viaje o moverlo a menudo, generalmente merecerá la pena pagar un poco más para hacerse con un dispositivo más liviano.

Ver los mejores discos duros externos del 2019 en Amazon >>